Getting your Trinity Audio player ready...

5 motivos externos de estrés laboral

Lectura:  2 minutos.

El estrés laboral es un fenómeno cada vez más común que afecta a empleados/as en diversos sectores.

El principal motivo por el que nos estresamos es lo que pasa por nuestra cabeza. Es decir, cómo procesamos las cosas: qué pensamos de ellas, qué conclusiones sacamos, cómo las calificamos. Este es el motivo interno, el que provoca todo lo demás.

Sin embargo, también hay motivos externos. Hay 3 tipos de personas con respecto al estrés. En el caso de gran parte de las personas, los motivos internos, es decir, lo que piensan de lo que está sucediendo, es lo que provoca su gran estrés.
En otros casos, otro grupo de personas, su estrés está provocado por motivos externos: sus condiciones laborales, la presión de sus tareas y responsabilidades….

Y otro grupo de personas no quieren afrontar estos motivos internos, o no son capaces de verlos. Y, por este motivo, pone su foco en los motivos externos.

 

3 orígenes del estrés.

Tal y como explicábamos en el artículo «3 tipos de personas según el origen del estrés«,hay
3 tipos de personas dependiendo del origen de su estrés.

    1. Las personas que tienen estrés por motivos internos, es decir, que su estrés está producido por lo que piensan de lo que está sucediendo.
    2. Las personas que tienen estrés provocado por motivos externos: sus condiciones laborales, carga de trabajo, la presión de sus tareas y responsabilidades…. produciendo además insatisfacción laboral e incluso baja por estrés.
    3. Las personas que no quieren afrontar estos motivos internos, o no son capaces de verlos, y, por este motivo, pone su foco en los motivos externos.

Así, quienes tienen como causa las causas externas, tienen unos motivos principales. Veamos 5 de los motivos externos que suelen causar estrés en el ambiente laboral

5 motivos externos que causan estrés en el ambiente laboral.

5 motivos externos que causan estrés en el ambiente laboral.

Los 5 motivos externos que causan estrés en el ambiente laboral.

Atendiendo solo a los factores externos que provocan estrés, sabemos que el estrés laboral es una respuesta compleja a factores ambientales que sobrecargan la capacidad de una persona para enfrentar las demandas de su entorno de trabajo. Profundicemos en los cinco motivos externos que comúnmente inducen este estado en los empleados/as:

1. Excesiva carga de trabajo

Excesiva carga de trabajo: No es inusual que los trabajadores/as se enfrenten a volúmenes de trabajo que exceden su capacidad para manejarlos de manera efectiva. Esto a menudo se agrava por plazos poco realistas y la falta de recursos adecuados, lo que lleva a horas de trabajo prolongadas y a un desgaste progresivo. La continua expectativa de «hacer más con menos» puede disminuir la calidad del trabajo y la satisfacción laboral, generando un círculo vicioso de trabajo incesante y fatiga crónica.

2. Falta de apoyo personal y profesional

Falta de apoyo personal y profesional: El aislamiento y la desconexión de los colegas y supervisores pueden intensificar los sentimientos de inseguridad y falta de valoración. El apoyo en el trabajo no solo se refiere a la asistencia en tareas específicas sino también al respaldo emocional y a la orientación profesional. La carencia de una red de apoyo robusta en el trabajo limita las oportunidades de desarrollo y puede conducir a una baja moral y compromiso con la empresa.

Estrés laboral. El abismo

Estrés laboral. El abismo

3. Inseguridad laboral

Inseguridad laboral: La incertidumbre económica y las reestructuraciones frecuentes pueden provocar un temor constante a la pérdida del empleo. Esta inseguridad crónica actúa como un estresor constante que afecta no solo la salud mental y física del empleado/a sino también su productividad y lealtad a la organización.

4. Malas relaciones laborales

Malas relaciones laborales: Interacciones conflictivas o ambientes laborales cargados de hostilidad y competencia desleal son factores estresantes importantes. Estas circunstancias pueden desencadenar respuestas de lucha o huida, lo que no solo afecta al clima laboral, sino que también impide la cooperación y cohesión de equipo necesarias para el éxito colectivo.

5. Desequilibrio entre trabajo y vida personal

Desequilibrio entre trabajo y vida personal: Cuando el trabajo consume tiempo y energía -que de otra manera se dedicarían al descanso y a la vida personal-, el equilibrio se ve amenazado. Este desequilibrio puede reducir la capacidad de recuperación de la persona, limitar su tiempo de calidad con la familia y amigos, y disminuir su bienestar general.

 

Estos factores no solo afectan el bienestar emocional y físico de las personas, sino que también pueden disminuir la productividad y la satisfacción laboral general.

🌐 Fuentes

  1. Libro Estrés Encubierto: El síndrome silencioso que amenaza sin darnos cuenta
  2. Libro Estrés Encubierto. Amazon
Abrir chat
1
¡Hola! 👋🏻 Estamos felices de que estés aquí en el Instituto del Estrés. ¿Necesitas alguna ayuda? 🤔 Te ayudaremos con mucho gusto. Si hay algo que necesites, no dudes en preguntar 🤗 ¡Estamos aquí para servirte! 🤝